Discounts as a Barrier to Entry

12 de enero 2016 | Investigaciones

El profesor del Instituto de Economía , Juan-Pablo Montero, junto a Enrique Ide, actualmente cursando su segundo año de doctorado en Economía en Stanford-GSB, y Nicolás Figueroa, también del Instituto de Economía, publicaron el paper “Discounts as a Barrier to Entry” en el American Economic Review, para muchos la más prestigiosa revista del área. Como dice Montero “para un economista publicar en el AER, como típicamente se la conoce, es como publicar en Science para un biólogo”.

La idea nació a finales del 2012 cuando Enrique Ide cursaba su Magíster en Economía en la UC y fue motivada en forma importante por la acusación de la Fiscalía Nacional Económica (FNE) en contra de la empresa Unilever por utilizar políticas de descuentos retroactivos con supermercados y otros retailers, impidiendo así la entrada al mercado de otros proveedores de detergentes más pequeños. La acusación de la FNE se sustentaba en un argumento simple: un supermercado va a preferir comprar todo del proveedor dominante (en este caso Unilever) para no perder el descuento, el cual aplica a todas la unidades compradas por el supermercado. Frente a esto, un proveedor pequeño, aún cuando sea más eficiente, tendría que vender sus unidades bajo costo para poder compensar al supermercado por el descuento que dejaría de ganar.

Si bien la acusación contra Unilever nunca llegó al Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) porque las partes llegaron a acuerdo, muchos otros casos similares  si han terminado en tribunales de justicia tanto en Europa como en EE.UU.  Empresas de la talla de Intel, Bristish Airways, Michelin han enfrentado la justicia por este tipo de acusaciones. Lo que muestra la investigación “Discounts as a Barrier to Entry” es que, salvo excepciones que están caracterizadas en el paper, estos descuentos no pueden ser anticompetitivos, es decir, no pueden ser usados por un proveedor dominante para detener la entrada de un proveedor más eficiente. La explicación es que a diferencia de los contratos de exclusividad que amarran a los retailers a comprar exclusivamente de un proveedor, estas políticas de descuento le dan libertad a los retailers a comprar a quien quieran. Para excluir a un rival más eficiente del mercado los descuentos que tendría que ofrecer el proveedor dominante son tan grandes que simplemente no le conviene hacerlo.

A juicio de Montero,  esta investigación logró ser aceptada en el AER  “porque los resultados son robustos y descansan sobre principios bien generales, además de tener grandes implicancias para políticas públicas en términos de competencia, tanto a nivel local como internacional, hoy más que nunca dado los casos de competencia que hemos visto recientemente”.

Montero explicó que el financiamiento del Instituto Milenio-Basal Sistemas Complejos de Ingeniería, del cual forma parte como investigador clave, fue fundamental para la investigación. ”Nos permitió crear una posición ‘post-doc’ para poder continuar trabajando con Ide”, precisó. Montero e Ide siguen trabajando en temas relacionados porque, como dice Montero, “falta mucho por entender como funcionan realmente los mercados mayoristas y la relación entre proveedores y retailers”.

Ir a la publicación